Experiencia del Cuerpo Europeo de Solidaridad

Experiencia de Tania en Irlanda

«Gracias a esta experiencia, tanto al trabajo en la organización como a la convivencia con los voluntarios, he adquirido una infinidad de conocimientos y experiencias que estoy segura recordaré siempre».

0
Proyectos europeos
0
Voluntari@s
0
Becarios Erasmus
0
Socios internacionales

Mi experiencia

Durante mis diez meses en Irlanda he vivido muchas experiencias. Ha sido un año muy complicado para algunos proyectos de voluntariado debido a la pandemia. Por esto, la experiencia que se vive parece distinta a la de mis amigos que participaron años anteriores pero, una vez finalizada y echando la vista atrás, puedo ver todo lo bueno que me ha aportado y cuan satisfecha estoy de haber participado.

En el proyecto en el que trabajé, los voluntarios pasamos la mayor parte del tiempo con los usuarios del servicio y ayudamos en el día a día en muchísimas tareas, como por ejemplo con la limpieza de las zonas comunes, o acompañando a citas médicas a los residentes que lo necesiten.

Debido al Covid-19, las actividades con los residentes se limitaron muchísimo, hasta el punto en el que no podíamos salir a la calle, por lo que teníamos que ser creativos para pasar el tiempo sin volvernos locos. Al final, te das cuenta de que las charlas tomando un té, o mirando la tele, son las cosas que más disfrutas, pues ayudan a conectar con los residentes. Esto no quita que el trabajo sea fácil, debido al grupo con el que se trabaja y sus experiencias pasadas, hay momentos en los que el trabajo se vuelve muy difícil, por lo que es importante tener un grupo en el que apoyarte cuando eso pasa.
En mi caso, mi apoyo básico se encontraba en las voluntarias con las que compartía proyecto. Al vivir todas las voluntarias en la misma casa y trabajar en el mismo servicio debido al confinamiento, se creó un equipo muy unido con una atmósfera agradable y muy divertida. Nuestro mayor reto fue encontrar nuevas actividades para mantenernos entretenidas en casa pues las restricciones eran bastante estrictas hasta casi el final de nuestro tiempo allí. La verdad, creo que la amistad que hemos desarrollado es una de las mejores cosas que me he conseguido de este proyecto.
En conclusión, gracias a esta experiencia, tanto al trabajo en la organización como a la convivencia con los voluntarios, he adquirido una infinidad de conocimientos y experiencias que estoy segura recordaré siempre.

¿Qué incluyen nuestras plazas?

Viaje

Un billete de Ida y Vuelta

Curso idiomas

Aprenderás el idioma del país

Dinero bolsillo

Cantidad fija al mes para tus gastos

Alojamiento y gastos casa

La casa y los gastos los cubre el programa

Seguro

Seguro gratis accidentes y responsabilidad civil

Comida

Tendrás una cantidad para comida y gastos corrientes

Pide tu plaza

Más experiencias

Sep 23
Experiencia de Selena en Estonia

Experiencia del Cuerpo Europeo de Solidaridad Experiencia de Selena en Estonia «Me ha…

Sep 09
Experiencia de Luiz en S. Pedro de Cova, Portugal

Experiencia del Cuerpo Europeo de Solidaridad Experiencia de Luiz en S. Pedro de Cova,…

Sep 09
Experiencia de Dalía organizando actividades para jóvenes en Suecia

Experiencia del Cuerpo Europeo de Solidaridad Experiencia de Dalía organizando…

Sep 09
Experiencia de Beatriz en Pilsen, República Checa

Experiencia del Cuerpo Europeo de Solidaridad Experiencia de Breatriz en Pilsen,…

Sep 08
Experiencia de María en Amstelveen, Países Bajos

Experiencia del Cuerpo Europeo de Solidaridad Experiencia de María en Amstelveen,…

Sep 08
Experiencia de Inma en Francia

Experiencia del Cuerpo Europeo de Solidaridad Experiencia de Inma en Francia Me siento…

Quiero más info